La moda ve al futuro: tecnología y diseño

Para algunos de nosotros es asombroso ver como muchas de las cosas que veíamos en películas de ciencia ficción son hoy una realidad o al menos están cerca de serlo. La moda por supuesto no es ajena a estos adelantos. Cuantos no soñamos con prendas que cambiaran de color o zapatos que se ajustaran solos, increíble si, imposible no. Y aunque no son prendas al alcance de todos, debido a sus altos costos, si es cierto que son el precedente de lo que veremos en las calles en un futuro cercano. 

La linea divisora entre moda y tecnología es cada vez más difusa, cede terreno al diseño digital con miras a expandir los límites de creación y a la formulación de grupos de trabajo multidisciplinar que permitan generar nuevas lineas de trabajo, muestra de esto son los fichajes de Angela Ahrendts de Burberry, o Paul Deneuve, ex director ejecutivo de Yves Saint por parte de apple.

¿Quién trabaja en el futuro de la moda?

Iris van Herpen, diseñadora holandesa que tras sus estudios en el Institute of the Arts Arhem trabajo para el estudio de Alexander McQueen como parte de su desarrollo creativo.  Su trabajo se destaca por encontrara el equilibrio entre la artesanía y la innovación tecnológica, logrando piezas de alta costura dignas de la ciencia ficción.  Así que no es de extrañar que para el desarrollo de sus piezas colabore con científicos y artistas de otras disciplinas.

Noa Raviv, diseñadora de moda Israeli que combina intrincados diseños y algoritmos para conseguir sus piezas. Su colección «Hard Copy» es una muestra extraordinaria de su trabajo. Inspirada en la escultura clásica, reflexiona sobre las copias y sus reproducciones interpretándolo a travez de la copia digital. Recursos como la geometría, las ilusiones ópticas y la combinación de impresiones con tul y organiza de seda son comunes en sus creaciones.

noa-raviv-diseñadora

Hussein Chalayan, de orígenes turcos, este diseñador tiene entre sus referencias a arquitectos como Jean Nouvel o Zaha Hadid, Para muchos, sus piezas están más cerca de ser una pieza de arte contemporáneo que de la moda. Su actitud transgresora y visionaria le a permitido experimentar con tejidos com la fibra óptica o la impresión 3D.

hussein-chalayan

Anouk Wipprecht, diseñadora holandesa que trabaja el campo de la ingeniería, la interacción y el diseño de experiencia de usuario. Sus diseños reaccionan al entorno que les rodea, un ejemplo de esto es el Spider Dress 2.0, cuyo objetivo es guardar el espacio vital de quien lo lleva puesto, gracias a sus miembros electromecánicos capaces de detectar si alguna persona está respirando o moviéndose demasiado cerca. En el desarrollo de su trabajo a colaborado con AutoDesk, Google, Microsoft, Audi y la empresa de impresión 3D Materialize.

anouk-wipprecht-escuela-guerrero-tecnologia-moda

Ying Gao, la diseñadora canadiense cuestiona las suposiciones de la sociedad frente al vestuario y lo que representa. Su trabajo es una combinación de multimedia, diseño urbano y arquitectura. Gracias a su tecnología sensorial los atuendos se vuelven interactivos de forma que responden con movimiento y color al contacto ocular del espectador. En la muestra llamada (No)where (Now)here  nos deslumbra con su dúo de vestidos fabricados en base a hilos fotoluminiscentes que responden a la mirada activando un sofisticado sistema de pequeños motores que dan movimiento al vestido dando la sensación estar viendo una criatura marina.

Juanjo Gómez, el español responsable de la firma Yono Taola, trabaja la impresión 3d de la mano de BQ, en sus piezas utiliza el material filaflex, un filamento de gran elasticidad, para crear distintos tipos de mallas.

juanjo-gomez-escuela-guerrero

No podemos terminar sin hablar de Cutecircuit, empresa de moda con sede en Londres encargada de desarrollar tecnología portátil. Entre sus piezas figuran chaquetas y vestidos con luces LED que cambian de colores, un vestido que publica tweets y curiosidad como la hugshirt capaz de «enviar abrazos» a distancia y nombrada uno de los mejores inventos del año por Time Magazine en 2006.

Cutecircuit-escuela-guerrero

 The Unseen, estudio británico creado por Lauren Bowker, se destaca por combina la ciencia con el arte, el diseño y la performance. Su grupo de trabajo incluye anatomistas, químicos, diseñadores y artistas. Se definen a si mismos como personas que «usan la química en el campo del diseño para desarrollar soluciones visuales sencillas a complejos problemas invisibles».

 The-Unseen-Escuela-guerrero

Como menciones especiales tenemos que mencionar a Alexander McQueen, con su colección Primavera/Verano 1999, en la que utilizo a un robot para rocía pintura sobre el vestido de la modelo en un acto performático; El diseñador de interiores Michael Schmidt y el arquitecto Francis Bitonti con el vestido realizado para Dita von Teese en impiesión  3D o la colección de zapatos del mismo Bitonti  en conjunto con Adobe.

alexander-mcqueen-escuela-guerreroMichael-Schmidt-y-Francis-Bitonti-escuela-guerreroMichael-Schmidt-y-Francis-Bitonti-escuela-guerrero

Deja un comentario